IEDGE – La gestión del riesgo de divisa, 1ª parte


1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Valora este post)
Loading...

El mercado de forex  o divisas tiene una serie de peculiaridades que lo hacen singular:

  • Es el único activo financiero que se negocia 24 horas al día (excepto fines de semana) con una gran dispersión geográfica (Europa, América y Asia)
  • La cantidad y variedad de agentes participantes en él es muy diversa (desde especuladores hasta bancos centrales).
  • El volumen que se negocia internacionalmente, con un promedio diario de 3,8 billones USD , operando en un día lo que Wall Street puede llegar a operar en un mes en el mercado bursátil, es lo que le dota de una liquidez extrema.

1.-  Definición de tipo de cambio o divisa

Es un depósito en moneda distinta de la propia, realizado en una institución financiera así como los medios de pago internacionalmente reconocidos (depósitos bancarios, cheques de viaje, tarjetas de crédito, etc.) que permite disponer de él. Dicho depósito está físicamente en el país de origen de la divisa, en donde se produce el movimiento de fondos.

En contra de lo que mucha gente piensa, una divisa no son los billetes que obtenemos cuando vamos al banco para tenerlos de cara a, por ejemplo, unas vacaciones. Por tanto, no se negocia la moneda o “divisa” en su estado físico.

2.- El tipo de cambio spot

Las divisas sólo tienen valor como pares de monedas, es decir, adquieren valor en relación a otras. Esto es, expresamos el tipo de cambio como unidades de una divisa en términos de otra, donde la segunda da valor a cada unidad de la primera:

1 € = 1.50 $ significa que 1 euro equivale a 1,50 dólares

Es decir, si compramos EUR/USD a 1,50 significa que por 1€ que nosotros entreguemos, nos darán 1,50$. Si por el contrario vendemos a 1,50, querrá decir que deberemos de dar 1,50$ para que nos entreguen 1€.

Por claridad, del par de divisas, llamaremos a una “divisa base” y a la otra “divisa cotizada”, más que doméstica y extranjera. Así, la base siempre será la primera del par (también denominada “fuerte”), mientras que la cotizada, será la segunda (también denominada “Débil”).

Hay dos formas de cotizar pares de divisas, siempre hablando en términos de unidades de divisa cotizada por 1 unidad de divisa base, pero cambiando la divisa que hace ese papel:

  • Directa: USD/JPY: Numero de Yenes por 1 USD.
  • Inversa o Indirecta: EUR/USD o GBP/USD: Número de USD por 1 EUR o por 1 GBP

La base es el USD en la directa, y el EUR o GBP en la inversa.

Dicho esto, es obvio que sin más hacer 1/cotización directa, tendríamos la cotización inversa de cualquier divisa. Así tendríamos que:

  • Cotización Inversa: EUR/USD = 1,23 supone 1€ =1,23$
  • Cotización Directa: USD/EUR = 0,8130 supone 1$ = a 0,813$

Todas las divisas cotizan de forma directa, excepto el Euro y las Libras Esterlinas, irlandesas y algunas divisas de la Common Wealth (AUD, NZD…) que lo hacen de forma inversa, es decir, GBP/USD = 1,48 indica que 1,48 USD equivalen a 1 GBP. Esta nomenclatura se debe a la preponderancia que el USD ha tenido durante toda la vida, hasta el nacimiento del Euro en 1999. Es decir, hasta el Euro, solo había cotizaciones directas, el USD contra todas las demás divisas, excepto la libra inglesa.

Como curiosidad diremos que la nomenclatura de las divisas está estandarizada por un código ISO de forma que se denominan por tres letras, donde la dos primeras hacen referencia al país, y la tercera a nombre de la divisa. A modo de ejemplo:

USD: United States Dollar, GBP: Great Britain Pound, SEK SwEdish Krona, PHP: PHilipine Peso, KRW: KoRean Won, RUR: RUssian Ruble, NZD: New Zealand Dollar.

Cuando cotizamos un par de divisas, realmente estamos expresando movimientos contrarios simultáneos en cada una de las divisas que conforman el par:

  • Al comprar EUR/USD, estamos cambiando EUR por USD, por que tenemos expectativas de apreciación (subidas) del EUR y depreciación (bajadas) del USD. Si el EUR/USD cotiza a 1,50, esperamos que se vaya a 1,51.
  • Al Vender EUR/USD, estamos cambiando USD por EUR, al tener expectativas de depreciación (bajadas) del EUR y apreciación (subidas) del USD, Si el EUR/USD cotiza a 1,50, esperamos que se vaya a 1,49.

Esta nomenclatura es de vital importancia a la hora de cotizar opciones de divisa y de calcular el precio a plazo de un activo, pues necesitamos saber qué divisa se compra (en la que nos financiamos) y cuál se vende (en la que invertimos).

3.- El tipo de cambio a plazo o forward

Es el que se negocia en el mercado a plazo, es decir en donde se realizan operaciones de compraventa de divisas en una fecha futura donde el “plazo” de liquidación es superior a los 2 días hábiles de contado.

El precio “forward” dependerá del precio spot, del diferencial de tipos de interés entre los países, y obviamente del plazo. Dicho precio a plazo hacer posible cotizar a plazo con respecto al spot:

  • Con premio: si el precio a plazo > precio en contado: EUR/USD Spot 1,4300, EUR/USD a 12m: 1,4560.
  • Con descuento: si el precio a plazo < precio en contado: EUR/USD Spot 1,4300, EUR/USD a 12m: 1,4275.
  • “Flat” o plana: si el precio a plazo ≈ precio en contado: EUR/USD Spot 1,4300, EUR/USD a 12m: 1,4302,

Como regla nemotécnica, diremos que “la moneda del país con tipos altos, debe de cotizar con descuento a forward respecto de la moneda con los tipos bajos”.

Los plazos negociados son los estándar del interbancario (desde 1 semana hasta 1 año) y la denominadas “fechas rotas”, es decir cualquier fecha que caiga fuera de esos períodos estándar.

4.- Gestión del riesgo de tipo de cambio

  • ¿Por qué cubrir flujos reales?: importación y exportación

Las operaciones comerciales internacionales, generan un riesgo de cambio, ajeno, en principio, a la actividad principal de la empresa, que puede de ser minimizado o eliminado. Es decir, centrar la atención en que los productos y servicios sean de buena calidad y tengan éxito comercial, en lugar de en la especulación del tipo de cambio y la intermediación financiera, (“zapatero a tus zapatos”).

a) Ejemplo: un exportador español de calzado cobra sus ventas en EEUU en la moneda local, USD. Adicionalmente al riesgo comercial de que sus productos no se vendan en EEUU, está expuesto al riesgo de una depreciación de los USD en que cobra (y por los que recibirá cada vez menos EUR que es la divisa en la que “vive”).

b) Ejemplo: un importador americano de material informático de Japón, paga sus operaciones en la moneda local, JPY. Adicionalmente al riesgo comercial de que los componentes suban o bajen de precio en el mercado informático, está expuesto al riesgo de una apreciación de los JPY en que paga (y por los que necesitará cada vez más USD para adquirirlos).

  • ¿Por qué cubrir flujos financieros?: tomador y prestador de fondos en divisas

Los gestores de fondos y carteras, han de diversificar sus inversiones en nuevos mercados, incurriendo, además de en el riesgo específico del activo en el que invierten, en el de tipo de cambio.

a) Ejemplo: Un Fondo de Capital Riesgo Español, planea comprar una parte de una empresa británica dentro de 3 meses. Adicionalmente al riesgo específico de que las acciones de la compañía suban (y la toma de la participación sea más cara), está el hecho de que la GBP se aprecie, haciendo la compra aún más cara.

b) Ejemplo: Un inversor americano tiene bonos del tesoro canadiense. Si decide venderlos, recibirá CAD, que deberá de cambiar a USD que es su moneda. Si el CAD se depreciara, cada vez recibirá menos USD por ellos, incurriendo en pérdidas no motivadas por un movimiento en el precio de los bonos, que es su riesgo principal.

En siguientes post hablaré de las herramientas más utilizadas en la gestion del riesgo del tipo de cambio como es El Seguro de Cambio y Opciones sobre Divisas.

 

¡Un cordial saludo!

 

Emilio Gamarra

Profesor de Dirección de Finanzas

Nota: Para aprender de una forma práctica y rápida todo sobre la gestión de las operaciones en un departamento financiero y dirigir con éxito el área financiera de una empresa, les invitamos a que consulten la Especialidad Europea en Finanzas Estratégicas donde se formará con los mejores profesores de Europa y Latinoamérica y conocerá las mejores prácticas en el área financiera.

* Los contenidos publicados en este post son responsabilidad exclusiva del Autor.

¡Pronto grandes sorpresas en Facebook y Twitter!:


Comentarios


  1. raul garcia
    comento el día 06 de Julio a las 2:28 pm (#)


    Buen día Emilio:

    Es muy interesante lo que comentas en este post, mi pregunta sería a partir de que punto una empresa está en posibilidades de ingresar a invertir en este tipo de activos, y hasta por cuanto?….Existe alguna regla o ratio para tomar en cuenta cuando estamos en este tipo de actividades con distintos tipos de monedas?

    Saludos


  2. Emilio Gamarra
    comento el día 06 de Julio a las 6:38 pm (#)


    Hola Raul

    En principio no hay límite por arriba, todo depende del riesgo que el banco este dispuesto a asumir con tu empresa.
    Por abajo, pues depende. En España los bancos hacen seguros de cambio desde 100.0000 €. En México no se. Sin embargo en el mercado de derivados de Chicago se pueden hacer futuros sobre MXN/USD (¡¡¡Ojo que es el inverso¡¡¡¡) desde 500.000 MXN http://www.cmegroup.com/trading/fx/emerging-market/mexican-peso_contract_specifications.html. Y en MEXDER http://www.mexder.com.mx/MEX/Contratos_Futuros.html, desde 10.000$…Osea que ya ves que son importes bastante reducidos.
    En cualquier caso lo mejor es pedir precio a diferentes entidades y ver cual es el mejor y más competitivo.
    Un saludo


  3. Fernando Pulido Soto
    comento el día 01 de Agosto a las 4:31 pm (#)


    buen dia Emilio,
    me parece muy interesante ese dato de que los forex pueden operar en un dia lo que las acciones en wall street en un mes.
    Muy buenos ejemplos del final, muy claros y viendo la perspectiva de cobertura y no de especulaciones.
    Saludos
    Fernando