IEDGE – El dinero no se mueve solo


1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Valora este post)
Loading...

 

Si tuvieras resuelta la parte financiera ¿Continuarías haciendo lo que haces hoy?
Formula de satisfacción para el emprendedor:
SATISFACCIÓN= PASIÓN+CAPACIDAD+NEGOCIO
Tener los 3 elementos no es garantía de no tener momentos de crisis pero te da la serenidad para continuar con fuerza.

Alrededor de un 70% de las iniciativas de negocio fallan al intentar introducir los objetivos en tiempo y forma. Falta de estrategia, falta de disciplina del emprendedor.

La mayoría de las iniciativas de negocio reconocen la necesidad de desarrollar el talento y  potencial del emprendedor, por dos razones: porque las personas son las que, a fin de cuentas, producen y venden y porque son las que ponen en movimiento el resto de recursos. Sin embargo algunas empresas también empiezan a darse cuenta de que la cosa no es tan sencilla. El problema reside en que al tiempo que las Personas se convierten en la clave de la renovación del negocio, la misma forma de dirigirlas tiene que ser previamente renovada para que el talento despliegue su potencial. La dificultad del cambio tiene que ver, entre otras cosas, con que los individuos tenemos diferentes procesos mentales y consecuentemente distintos comportamientos incluso en una misma situación. 

También pensamos que el liderazgo no puede entenderse al margen de la estrategia de la empresa. Aquí  la novedad en consiste en rechazar la existencia de prácticas de liderazgo universalmente válidas. Es decir, que la eficacia de unas determinadas prácticas de liderazgo depende menos del contenido específico de esas prácticas y más del ajuste entre esas prácticas y la estrategia de la empresa. De esta forma, la apuesta por la innovación en materia de Personas no tiene que basarse tanto en actos de fe como en el contrastar de su eficacia.

¿Cómo se consigue, pues, una ventaja competitiva sostenible? ¿Cómo podemos desarrollar una cultura de empresarios que aporte valor? En los últimos años las organizaciones han basado su éxito en tecnologías de productos y procesos, regulación y protección de mercados, acceso a fuentes de financiación y economías de escala. Cuando, como vemos, las fuentes usuales de ventaja competitiva son fácilmente imitables o sustituidas por otras, y dejan, pues, de ser sostenibles, los empresarios necesitan desarrollar nuevas formas de competir.  La forma de desarrollar y dirigir a las personas puede convertirse en una nueva fuente de ventaja sostenible en el tiempo. 

En  un momento determinado se puede obtener un buen resultado en base a circunstancias como un avance técnico que aumente la eficacia de las operaciones, la aplicación de productos maduros a la satisfacción de necesidades no atendidas de mercados en expansión, o la evolución de tipos de cambio favorable a las exportaciones. Pero detrás de esas oportunidades hay siempre personas capaces de aprovecharlas o, incluso, crearlas. Finalmente “El dinero no se mueve solo” .(S Ahumada 2006)

Hoy por hoy nos enfrentamos a conceptos que son fundamentalmente difíciles de entender que no admiten definiciones universalmente válidas en su aplicación y que producen efectos multiplicativos cuando interaccionan entre sí. Por esta razón, un emprendedor debe diseñar e implantar un sistema de Liderazgo consistente y efectivo y esto lo colocara muy por delante de sus competidores y por mucho tiempo. La clave está en tener muy claras las expectativas  definiendo claramente lo que es necesario lograr y para cuándo. Es decir, la exigencia en términos de resultados y no de actividades. El Talento y el tiempo son los recursos más importantes para un emprendedor.

 

Notas del Autor.

Silvia Ahumada (@silvia_ahumada)

Profesora de Dirección de Personas

Nota: Le invito a que consulte la Especialidad Europea en Dirección de Personas

* Los contenidos publicados en este post son responsabilidad exclusiva del Autor.


Deje su comentario